Odebrecht habría realizados pagos de 39 millones de dólares por adquirir obra de Punta Catalina

12

SANTO DOMINGO.– Andersson Boscán, el periodista que recibió “filtrados” miles de documentos de Odebrecht, en los cuales se consignan  “pagos secretos” por  39 millones de dólares relacionados con  la planta Punta Catalina, reveló que en República Dominicana no ha sido publicada toda la información sobre las sumas pagadas por esta empresa para obtener contratos de obras del Estado.

Boscán, quien es miembro del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación, dijo que República Dominicana es uno de los países donde ha habido más información sobre sobornos pagados por dicha onstructora.

De acuerdo al periódico Listín Diario, el comunicador explicó que las informaciones para elaborar el informe sobre el esquema de pagos de coimas de Odebrecht fueron obtenidas básicamente de la plataforma Drousys, un sistema encriptado de comunicación que servía para los sobornos de esa poderosa compañía.

Informó que en República Dominicana se borraron informaciones sobre la carretera Cibao Sur, el acueducto Hermanas Mirabal, Eco-via Santiago y la Autovía del Coral.

En el sistema Drousys encontraron también contratos ficticios que Odebrecht hacía con algunas empresas para maquillar el movimiento de las cuentas.

“Hay correos pidiendo que se haga el pago a tal o cual cuenta, hay explicaciones a los bancos de por qué se está haciendo esta trasferencia, hay estados de cuentas bancarias, hay informaciones cuantiosas y voluminosas, pero básicamente esta todo lo que uno encontraría normalmente en un departamento contable de una compañía”, explicó.

Agregó que “este sistema encriptado, al que solo tenían acceso los ejecutivos de la compañía, fue creado por Odebrecht con el objetivo de llevar una contabilidad paralela que llamaban como la división de operaciones estructuradas, que en realidad era el departamento de pago de sobornos que se instaló en República Dominicana”.

“A través del sistema Drousys los ejecutivos de la empresa brasileña mandaban correos solicitando transferencias bancarias a diversos números de cuentas de los distintos países donde realizaban construcciones. Además subían los documentos, los contratos, las cuentas bancarias. Todos los documentos sensibles de la operación de soborno estaban reflejados allí precisamente por seguridad”, indicó.

Dijo que Odebrecht empezó a borrar informaciones de al menos 11 países desde mediados de 2015 hasta mediado del 2016, luego de haber iniciado un proceso de cooperación con la justicia.

“Yo creo que borraban las comunicaciones para que los documentos necesitaran de alguien que los interpreten y los expliquen. Esto mejoraba su capacidad de negociadores en la mesa de negociación y luego los hacían tener un rol más protagónico en todo el proceso judicial como al final sucedió, sin las delaciones de los 77 ejecutivos de Odebrecht poco o nada aportaban los papeles”, expresó el periodista ecuatoriano.