Seis meses de prisión preventiva participe en asesinato a palos de dos prestamistas en gascue

0
178

Santo Domingo. El juez de Atención Permanente del Distrito Nacional, dictó seis meses de prisión preventiva en contra de un hombre acusado de recibir 100 mil pesos por participar en los asesinatos a palos y martillazos de dos prestamistas, cuyos cadáveres fueron hallados enterrados en el parqueo soterrado de una torre en construcción, del sector Gazcue de esta capital.

El magistrado José Alejandro Vargas, dispuso que el imputado Luis Paredes Ortiz, de 45 años de edad, cumpla la prisión que le fue impuesta en la cárcel del Penal de La Victoria, hasta tanto el Ministerio Público concluya con la pesquisa correspondiente.

El tribunal tomó la decisión, tras acoger una solicitud de medida de coerción presentada por el Ministerio Público en contra del imputado, quien es involucrado  en la muerte de José de los Remedios Silva Fernández y de su primo Héctor Antonio Méndez Rodríguez.

De acuerdo a la solicitud de medida coercitiva, el imputado declaró  que quienes mataron a los dos primos prestamistas fueron Se Liang y los dos haitianos, ya que las victimas acudieron a la referida torre, ubicada en la calle Arístides Fiallo Cabral número 105-A, del referido sector, a cobrarle al primero una deuda de 13 millones, dinero que había perdido en apuestas en un casino.

PN reitera llamado a entregarse

También se involucra en el doble crimen al chino Guo Se Liang Situ (Frank), de 40 años, quien es activamente perseguido, y dos haitianos que también están prófugos, luego que el asiático le prometiera pagarle 100 mil pesos por cargar los cadáveres y enterrarlos en el citado parqueo.

Mientras que el vocero de la Policía Nacional, general Máximo Báez Aybar, reitero el llamado a Liang Situ a entregarse por la vía que entiende idónea, porque aseguró varios equipos de Investigaciones Criminales realizan operativos para capturarlo.

Dijo que se está trabajando en la identificación positiva de los dos haitianos sindicado como cómplice en el doble homicidio, para apresarlo y remitirlo al Ministerio Publico para los fines correspondientes.