Medida de coerción de tres meses para agresor de mujer en Mao

0
54

La Oficina de Atención Permanente de Mao, Valverde, dictó tres meses de prisión preventiva en contra de un hombre que acuchilló a su expareja en el Juzgado de Paz del municipio Esperanza el pasado miércoles.



La magistrada Elizabeth Marte Lirio acogió las pruebas presentadas por el Ministerio Público en contra de Miguel Ángel Valerio Díaz, de 52 años, quien agredió a Tania Herminia Montolis Noesí, de 33.

Montolis Noesí continúa recuperándose de las múltiples cuchilladas que le infirió Valerio Díaz en el Centro Médico Infantil Doctor Montesinos, donde se encuentra ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). La pareja procreó dos hijas de 13 y 17 años.

La agresión ocurrió en momentos en que se encontraban en el despacho de la fiscalizadora del Juzgado de Paz de Esperanza, Carmen Estefanía Rodríguez, luego de que ambos fueron citados para tratar asuntos de una manutención de hijos menores de edad, donde no llegaron a un acuerdo.

Según el informe, Valerio Díaz se alteró y sacó su arma blanca cuando se le advirtió que si no entraba en un acuerdo para la manutención de sus hijos con su expareja sería enviado a prisión.

Mientras, el Poder Judicial informó que el incidente en el que la mujer fue apuñalada no ocurrió en la sala de audiencias del Juzgado de Paz de Esperanza, del Distrito Judicial de Valverde, ni en presencia de un juez.

Dijo que la agresión a Herminia Montolis Noesí sucedió en la Oficina de la Fiscalizadora de esa demarcación, dependencia del Ministerio Público, que llevaba a cabo el procedimiento.

Con relación a alegada inseguridad existente en muchos juzgados y tribunales del país, la fiscal del DN, Yeni Berenice Reynoso, dijo que en su jurisdicción se están revisando las medidas de seguridad para mejorarlas. “Aquí, en cada juzgado de paz, hay seguridad, pero esos episodios lamentables de violencia nos obligan a reforzar los parámetro de seguridad, y ya en la Fiscalía del Distrito Nacional estamos tomando medidas, porque no se supone que sea un lugar inseguro, donde una mujer viene a buscar asistencia ante cualquier caso”, explicó, Reynoso.