Diplomático dominicano denuncia ha sido estafado por una agencia de viaje

0
326

SANTO DOMINGO.-El ministro consejero de la Embajada dominicana en Nicaragua, José Cáceres Ureña,  dijo que ha sido víctima de una especie de estafa por una agencia de viaje que luego de venderle un boleto aéreo, canceló el mismo sin reembolsarle el dinero pagado y otros gastos incurridos para trasladarse al aeropuerto, donde se le comunicó que estaba impedido de abordar el avión.

El funcionario diplomático, quien entregó a este periódico copia de la documentación como soporte y aval de la denuncia en cuestión, dijo que el 23 de abril de este año, le compró a la empresa Eurovip Travel (o VueloKey) un boleto para viajar a Managua, Nicaragua, el 4 de mayo, viaje que no pudo realizar en esa fecha debido a que cuando se presentó al counter (mostrador) de la línea aérea Spirit Airlines, allí le informaron que su ticket había sido suspendido por la propia agencia que se lo vendió (VueloKey).

Cáceres Núñez dijo que no hizo la denuncia anteriormente esperando agotar procedimientos y el tiempo prudente para que la agencia de viaje reparara los daños causados, cosa que a la fecha, asegura, no ha hecho.

“Cuando fui al aeropuerto, la línea aérea Spirit me comunicó que no podía viajar porque mi boleto había sido anulado por la misma compañía que lo había reservado, por lo que me vi obligado a retornar a la capital y alojarme en un hotel en espera de que al día siguiente me ubicaran otro vuelo para yo llegar hasta mi destino en Managua, ya que los días miércoles y viernes de esa semana tenía compromisos de trabajo con dos empresas nicaragüenses”, expuso el diplomático con conversación con El Nuevo Diario.

Añadió que luego de varias gestiones infructuosas para que VueloKey le resolviera la situación, decidió comprar un segundo boleto, a otra agencia de viaje, para no retrasar más su llegada al país centroamericano y los compromisos inherentes a sus funciones de de Ministro Consejero de la embajada de República Dominicana allí.

“Esperé pacientemente aunque le llamó (a la agencia aérea) en varias ocasiones y le recordaba de los compromisos de trabajo que tenía en Managua y que de suspenderlos  me traería serias consecuencias negativas y pérdidas cuantiosas”, dijo.

Manifestó que en el proceso de reclamaciones VueloKey le atribuía responsabilidad de lo sucedido a la línea aérea, pero que cuando él se comunicaba con Spirit), ésta le decía lo contrario, que había sido la agencia de viaje la que  suspendió la emisión del boleto aéreo.

Indicó que tras su regreso de Nicaragua retomó el caso de su reclamación, comunicándose nuevamente con la referida agencia de viaje, a la que solo le reclama reponerle los gastos en que él incurrió, como reembolso del dinero del boleto aéreo, el pago de alojamiento en hotel y servicio de taxi que utilizó para el viaje infructuoso al aeropuerto.

“Lo demás estaría corriendo por mi cuenta, incluidos los daños causados”, dice el diplomático.